Page content

El contenido de CO2 de marihuana

I love marihuana CO2

Cannabis necesitan CO2

Como ya hemos dicho, el CO2 es un factor esencial para la fotosíntesis clorofílica. Sin CO2 la planta se marchita. En el exterior, el aire contiene entre 0,03 % y 0,04 % CO2, es decir, de 300 a 400 partes por millón (ppm). Esta provisión de CO2 alrededor de la planta se renueva constantemente gracias al viento. En el interior, una planta gasta muy rápidamente el CO2 del aire. En un cultivo interior, por ejemplo, de 100 X 100 X 200 cm, lleno de plantas de 70 cm de altura, si no se renueva el aire el CO2 se agotara en solo un cuarto de hora. Si el contenido de CO2 se reduce en un 30 %, la fotosíntesis se para y la planta deja de crecer.

 

En el interior, el sistema de ventilación debe restituir constantemente el nivel de CO2 haciendo entrar aire fresco con CO2 y dejando salir aire caliente y húmedo con poco CO2. El dióxido de carbono pesa mas que el oxigeno. Por ello, se encuentra más cerca del suelo. Los ventiladores tienen que mezclar el aire para que el CO2llegue a las plantas. Si cultivas en un espacio cerrado, sin enriquecer la atmosfera de forma artificial con CO2 tienes que emplear constantemente el sistema de extracción y de ventilación durante el periodo de luz para no inhibir la fotosíntesis.

Tanto el CO2, como la temperatura, el agua, los fertilizantes y el aire son factores vitales.


Esto significa que si se produce una carencia permanente de solo uno de ellos, la fotosíntesis se detiene por completo. Si aumenta el contenido de CO2 en el aire, se acelera todo el proceso químico de la planta. Si el contenido de CO2 en el aire aumenta hasta 1.500 ppm, la temperatura deberá incrementarse a entre 25°C y 30°C; el nivel de humedad a entre 60 % y 70 %, pero también la cantidad de nutrientes administrados (hasta CE 2,2, en cultivo hidropónico). Si todo esto se hace correctamente, el rendimiento de la instalación puede aumentar entre 15 % y 25 % y el ciclo de cultivo se puede abreviar entre 1 y 4 semanas. Con la adición artificial de CO2 se obtiene un periodo de crecimiento muy corto, una estructura de la planta mas fuerte y unos cogollos mas compactos.

El aumento artificial del contenido de CO2 en el aire es posible en dos casos:

- Para solucionar un problema de calentamiento que no se puede controlar de otra manera. En el cultivo interior, la temperatura es un problema a partir de que alcanza entre 24°C y 25°C. Esta solución se puede aplicar si el sistema de extracción no da abasto porque la temperatura exterior es demasiado alta, o si el espacio de cultivo no esté bien orientado con respecto al sol. De hecho, cua.nd0 e1 contenido de CO2 del aire es más elevado, las plantas soportan un calor y un nivel de humedad mis altos de lo normal. Todo se acelera.

- Hay que ir con mucho cuidado si te importan la productividad y el ahorro de tiempo. De todos modos, ames de emprender la aventura con el CO2, es recomendable lograr algunas cosechas sólo con un buen sistema de extracción y ventilación. Cuando, después de algunas, dominas bien los distintos factores ambientales, entonces puedes intentar incrementar el rendimiento c0n el CO2.

El contenido de CO2 es el parámetro mas difícil de medir.


Los aparatos de medición electrónicos resultan demasiado caros para un particular.
Hay un sistema de medición químico del contenido de CO2 que no es excesivamente caro, pero que es de un solo uso. Consiste en una jeringa y un fino tubo de cristal con un reactivo de CO2 provisto de escala gradual y cerrado en ambos extremos. Se llena la jeringa con la muestra de aire que va a medirse. Se rompen los dos extremos del tubo de cristal. Luego se coloca el tubo en la jeringa y se deja pasar el aire lentamente por el tubo, apretando el émbolo. Pasados unos momentos, el reactivo cambia de color el cual indica el contenido de CO2 en el aire.