Page content

¿Habitación de cultivo de marihuana cálida o húmeda?

I love marihuana cálido húmedo crezca habitación

Condiciones de la habitación de cultivo de marihuana

Espacio de crecimiento húmedo

Problema: El espacio de crecimiento es muy húmedo.

Solución: El espacio de crecimiento será húmedo de forma natural porque las plantas emanan humedad que se recoge en el espacio del jardín. Para deshacerte de la humedad la cosa más sencilla que puedes hacer es ventilar la habitación y reemplazar la humedad con aire más seco. Para los jardines que están en sistemas cerrados deberá usarse un deshumidificador. Los deshumidificadores tienen conductos fríos que condensan la humedad en el aire y la hacen menos húmeda. Por supuesto, sueltan calor y pueden hacer que la habitación de cultivo sea demasiado cálida si no llevas cuidado. Para evitar el sobrecalentamiento solo añade algunos conductos de ventilación en el escape del deshumidificador de forma que el calor se dirija fuera del espacio de cultivo.

Si la habitación de cultivo es cálida como húmeda, un aparado de aire acondicionado podría funcionar al eliminar la humedad mientras enfría el cultivo.

 

 

Habitación de cultivo caliente

Problema: La habitación de cultivo está demasiado caliente.

Solución: Existen numerosas maneras de enfriar una habitación de cultivo recalentada:

- Puede ventilarse para eliminar el calor.

- Un aparato de aire acondicionado puede reemplazar el aire caliente por aire frío.

- Antes de la floración, un enfriador de aire que evapore el agua para reducir la temperatura puede ser beneficioso. Estos enfriadores no añadirán mucha humedad al aire y son ideales y extremadamente eficientes durante la fase de crecimiento vegetativo. Sin embargo, no son buenos para las plantas en la fase de floración porque crean demasiada humedad.

- Si la temperatura cae drásticamente por la noche podrías solucionar el problema del calor al encender las luces por la noche en vez de por el día.

- Las plantas cultivadas en hidroponía pueden cambiar la temperatura en base a cuán caliente o fría esté el agua. Puedes mantener frías las plantas incluso si técnicamente esta haciendo calor fuera. Si la temperatura de la habitación está en torno a los 27-30º C (80º F) intenta mantener la temperatura del agua en torno a los 15-20º C (60º F). Los cultivadores pueden instalar enfriadores de agua para mantener automáticamente fría el agua.

- Cualquier equipamiento que produzca calor deber retirarse de la habitación de cultivo en la medida que sea posible ( por ejemplo balastos de luz y bombas hidráulicas grandes).

- Evite que el calor se produzca desde el principio. Toma medidas preventivas para asegurar que el calor no sea un problema en tu cultivo. Las luces refrigeradas por aire o por agua evitarán que el calor de la lámpara entre en el jardín. Una serie de tubos recogen el calor de las lámparas hacia el exterior sin que afecten la temperatura en la misma habitación de cultivo.