Page content

Recomendaciones De Médicos Y Condiciones Permitidas: Obtener Marihuana Terapéutica

I love marijuana physician recommendations

Recomendaciones de médicos

El primer paso que debemos hacer para ser tratado como paciente legal es obtener una recomendación de un médico, también conocidas como aprobación o certificación. En la mayoría de casos, la recomendación consiste en una declaración por escrito del médico en lo que respecta a las ventajas médicas de la marihuana para la condición del paciente. Las recomendaciones legales difieren de las recetas en cuanto que las recetas están definidas por la ley como una orden escrita a un farmacéutico para que suministre el medicamento. Como la marihuana no se encuentra disponible en las farmacias con licencia y los medicamentos recetados están sujetos a una extensa regulación federal, las recetas de marihuana son actualmente imposibles. Esto trivializa la ley de marihuana terapéutica de 1996 (proposición 200) de Arizona la cual fue redactada de forma tan inexperta a fin de requerir dos "recetas" de marihuana. Así la ley de Arizona ha sido una vía muerta.

Por el contrario, los médicos pueden "recomendar" legalmente la marihuana tanto como quieran en conformidad a la resolución del Tribunal del Distrito 9 de la Corte de Apelaciones de 2002 en Conant contra Walters. La decisión del Tribunal del Distrito número 9 determinó que el derecho de los médicos a recomendar medicamentos, incluso aquellos ilegales, estaba protegido por la primera enmienda. Esta decisión es vinculante para todos los tribunales federales en incluidos en el Distrito 9, incluyendo la costa Oeste. El Tribunal Supremo legitimó la decisión al rechazar la apelación. Los médicos que recomiendan la marihuana están exentos de ser procesados federalmente amparados por la sentencia del juicio de Conant siempre que se mantengan al margen de la distribución, de su producción o de adquirirla. A día de hoy, miles de médicos recomiendan la marihuana a sus pacientes bajo las leyes estatales de la marihuana terapéutica y ninguno de ellos ha sido sancionado por el gobierno federal.

Incluso así, muchos médicos permanecen reticentes a recomendar el uso de la marihuana fuera de los casos en los que se recomienda por miedo a ser arrestados por los federales. Otros médicos pueden estar simplemente mal informados acerca de los beneficios de la marihuana o solo lo ven como una corriente fuera de la medicina general porque sigue siendo ilegal según las leyes federales y no está aprobada por la FDA. Como ya hemos puntualizado, muchas asociaciones médicas profesionales han salido en apoyo de la marihuana terapéutica. Desafortunadamente algunas asociociones médicas no han indicado su apoyo. Entre estas asociaciones encontramos "American Medical Associations", "Canadian Medical Associations" y la Sociedad Americana Contra el Cáncer.

Los pacientes potenciales deberían empezar a hablar con frecuencia con sus médicos sobre la marihuana terapéutica. Muchos médicos de medicina general están dispuestos a realizar las recomendaciones cuando se enteran de que sus pacientes obtienen alivio en los síntomas que padecen estos. Otros médicos pueden necesitar un poco de persuasión científica que muestre la eficacia de la marihuana en el tratamiento de una enfermedad en particular. Otros médicos se niegan a día de hoy a firmar cualquier tipo de recomendación sin importar el motivo.

En este caso, los pacientes deberían ejercer su derecho legal de poseer una copia legal de sus registros médicos. Esto certificará, al menos, que ha estado bajo tratamiento por una enfermedad grave. De esta forma pueden mostrar sus registros a otros médicos que pueden poseer más conocimiento sobre la materia y que sean más receptivos ante el uso de la marihuana. Los especialistas de marihuana terapéutica ejercen hoy día en muchos estados que tiene leyes sobre la marihuana. Se pueden encontrar referencias en Internet o de diversos grupos de pacientes en el estado que corresponda. La mayoría de estos especialistas piden documentación que acredite un tratamiento previo a la solicitud del paciente. Si la enfermedad puede ser tratada con marihuana y está cubierta por las leyes del estado muchos de los especialistas redactarán sin poner muchas trabas la pertinente recomendación tras realizar las pruebas pertinentes.

Los estados solicitan normalmente las recomendaciones de un médico que posea la licencia pertinente para poder ejercer en dicho estado. Por el contrario, el estado de Vermont, permite el uso de las recomendaciones de los médicos de los tres estados con los que limita. Algunas veces, los tribunales, que hay en los estados que permiten la marihuana terapéutica y simpatizan con esta, retirarán los cargos con aquellas recomendaciones que no sean propias del estado. Montana es el único estada con una ley que reconoce específicamente el identificador médico para la marihuana o las tarjetas emitidas por otros estados.

Condiciones permitidas

La mayoría de los estados que permiten la marihuana terapéutica tienen una lista restringida de condiciones para las cuales se permite el uso legal de la marihuana. Por el contrario, California permite la recomendación de la marihuana para "toda enfermedad en la que proporcione alivio". Todos los medicamentos aprobados por la FDA siguen este estándar y se pueden prescribir legalmente para cualquier condición que aparezca o no en la etiqueta. Pero, debido a su situación única y controvertido estatus bajo las leyes federales, los legisladores han intentado restringir su uso a pesar de que técnicamente sea más seguro que todos los medicamentos recetados.

En su mayor parte, los estados permiten el uso de la marihuana terapéutica para las siguientes categorías:

Náuseas (normalmente por la quimioterapia)
Pérdida de apetito o pérdida severa de peso (normalmente por cáncer o VIH)
Espasmos musculares o convulsiones (normalmente por esclerosis múltiple o epilepsia)
Dolor crónico (la categoría más amplia)
Glaucomas

Algunos estados permiten la inclusión de otras condiciones por petición de los pacientes. Algunos estados indican que la enfermedad debe ser grave, debilitante o que no responde a otros tratamientos.

Las indicaciones estándar cubren una gran cantidad de los usos de la marihuana terapéutica pero no los cubre todos. Puedes observar que los trastornos psiquiátricos y del estado de ánimo como son el trastorno por estrés postraumático y el trastorno bipolar no se encuentran presentes en la lista estándar de indicaciones. Esto ocurre a pesar de que las recomendaciones realizadas para que se incluyan representan alrededor del 20 % de la población de pacientes en California, el único estado que permite la marihuana terapéutica para este tipo de trastornos.

Robert

Do you want to learn more about growing marijuana?

Let me give you my Marijuana Grow Bible! Just tell me where to send it.
You will get the detailed Plant Care Guide as a bonus. All for free.
[grwebform url="http://app.getresponse.com/view_webform.js?wid=680898&u=SugX" css="on"]